Cuba Blog – Blogs from Cuba
Ayuda a Iniciativa Cubaverdad
We run various sites in defense of human rights and need support in paying for servers. Thank you.
Google – Web

Google – Sitios Cubaverdad
Busca en Blogs de Cuba con Google
Loading


Follow this Blog
Categorias

El poeta Joan Margarit, flamante Premio Cervantes 2019, asegura que prefiere que se identifique este galardón “con el diálogo entre lenguas, entre Cataluña y España”, aunque no quiso expresar su opinión sobre la situación política actual.

Al ser preguntado sobre este tema, Margarit rechazó opinar  -“a mis 81 años”, precisó- pero advirtió: “no es mi interés ni mi capacidad resolver estos temas, aunque no quiere decir que sea indiferente”.

Ganar el Cervantes, añadió el poeta en una rueda de prensa en Barcelona, permitirá que su poesía llegue a más lectores y “si el lector busca consuelo en el poema, y funciona, llegará a más gente”.

Porque él trabaja “para consolar a gente solitaria”, “que somos todos”, puntualizó. Y para lograrlo utiliza una herramienta, que es la poesía, que escribe en catalán y castellano, porque se siente “identificado con dos lenguas”.

Recordó que a lo largo de su vida un poema de Machado le consoló

cuando tenía 18 años, pero también le sirvió a los 25, a los 40 o a los 60. “Y ahora con 80 me sigue sirviendo. Por tanto, ha servido a diez Joan  Margarit”, agregó.

Es, sentenció, “el misterio de un poema, hay infinitos poemas, porque se lee de manera diferente en diferentes edades por la misma persona”.

Margarit, que fue Premio Nacional de Poesía en 2008 y que este mismo 2019 ha recibido el Premio de Poesía Iberoamericana Reina Sofía, confesó que siempre lleva un poema encima.

“El primero siempre es en catalán, pero al cabo de un tiempo llevo dos, pues se ha convertido en otro en castellano, y a veces la versión castellana salva alguna cosa de la catalana, y otras veces es al revés. Lo único que está claro, es que el comienzo es en catalán, que es la lengua materna”, explicó.

Aseguró que “un poema no se puede escribir en una lengua que no sea la materna” y añadió: “no hay nadie en el mundo; sí se puede hacer en la novela, como pasa en Francia, que está llena de grandes escritores que no son franceses que han escrito en francés”.

Sin embargo, Margarit proclama con voz alta que él tiene dos lenguas: el catalán, la lengua materna, “y gracias al general Franco que me la colocó, el castellano, que no pienso devolverle, pues las lenguas no son culpables de nada”.

Ganar el Cervantes con 81 años no se ve del mismo modo que si fueras joven, considera el poeta y arquitecto: “tiene unas repercusiones menores que para una persona joven. Sientes más el deber cumplido”.

Se ha preguntado qué es la poesía, y resuelve la cuestión identificándola como “una herramienta, quizá de las más efectivas, para consuelos de los grandes momentos de pérdidas, o difíciles que todos tenemos” y ante una tragedia vital, “después del consuelo inmediato de las personas que nos aman, llega un momento en el que lo tienes que afrontar solo, y entonces solo tienes a tu disposición la poesía y, tal vez, también la música”.

Para no iniciados en Margarit, aconseja comenzar por “Joana”, porque fue la primera vez que se enfrentó directamente a la poesía.

“Hay un principio aceptado de no escribir en caliente”, algo que sí hizo con su hija Joana, que falleció a los 30 años, “Ahí tuve que escribir en caliente, forzar la manera de escribir al límite”.

No cree que un músico pueda llegar a ganar algún día el Cervantes, como sucedió con el Nobel con Bob Dylan, pues “la letra de una canción no es un poema, las grandes canciones no son poemas, o son flojos aunque muy bien cantados” y mencionó quizá una excepción “Les feuilles mortes”, de Prévert, que cantada por Yves Montand “está a la altura”.

Volviendo a la política, indicó que para resolver cualquier conflicto solo hay dos soluciones: “hablar y cultura”.

A su juicio, solo hay “dos únicas revoluciones pendientes: la de derechas, la de ‘El mundo feliz’, de Aldous Huxley, o la película “Cuando el destino nos alcance”, un mundo futurista con una dictadura que hace pasar a todos por el aro; y en el otro extremo, una revolución que destine a educación el dinero de todos los oficios que se desempeñan con disfraz (jueces, militares)”.

Aunque es muy pronto todavía, Margarit cree que para el discurso

que pronunciará el Día del Libro en abril de 2020 en Madrid -fecha en la que cada año se entrega el Cervantes- bien podría utilizar algunos de sus poemas. “No es la primera vez que sustituyo discursos por poemas”, advirtió.

Quizá no desentone demasiado después de que el ministro español de Cultura en funciones, José Guirao, haya comunicado el veredicto del Cervantes leyendo el poema de Margarit “No tires las cartas de amor”. 
http://www.martinoticias.com/templates/ocb-Articles.rss?sectionPath=/noticias/cuba
Go to article

Noticias relacionadas:


Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.